in , , ,

Midis: Pensión 65 mejora la nutrición y reduce mortalidad en sus usuarios

Crédito: Midis

“Pensión 65, Motor de una Vida Activa con Buen Trato”, es el nombre del foro que realizó el Programa para conocer los resultados de investigaciones sobre el impacto de la subvención económica que entrega el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social, a través de Pensión 65, a los adultos mayores vulnerables del país.

En ambos estudios se identificaron mejoras en el estado de salud, en la función cognitiva, reducción del riesgo de mortalidad, anemia y de la depresión en los usuarios y usuarias del Programa Social que atiende a  627,924 adultos mayores en pobreza extrema en todo el país.

Las investigaciones presentadas son: “Los efectos de las pensiones sociales sobre la mortalidad entre los adultos mayores extremadamente pobres” y “Los efectos de las pensiones sociales en los resultados de salud relacionados con la nutrición de los pobres: evidencia cuasi-experimental en el Perú”.

En el primer caso, la presentación estuvo a cargo de José Valderrama (economista y docente universitario), quien realizó el estudio en coautoría con Javier Olivera, el cual fue publicado en versión Working Paper, por el Instituto de Investigación Socioeconómica de Luxemburgo (LISER).

La segunda exposición fue realizada por Noelia Bernal (economista y docente universitaria), quien efectuó la investigación en coautoría de Javier Olivera y Marc Suhrcke. Dicho estudio fue ganador del concurso de investigación del Consorcio de Investigación Económica y Social – CIES 2019.

Asimismo, participaron como comentaristas: Úrsula Martínez, encargada de la Cartera de Protección Social para el Perú – Banco Mundial; Federico Arnillas, presidente de la Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza- MCLCP-); y Javier Ponce, presidente de la Red de Municipalidades Urbanas y Rurales del Perú – REMURPE.

El foro, al cual asistieron representantes de colegios profesionales, universidades, así como de organismos internacionales vinculados al tema, fue inaugurado por el director ejecutivo de Pensión 65, Julio Mendigure, y clausurado por el Ministro de Desarrollo e Inclusión Social, Julio Demartini Montes.

Principales conclusiones:

De acuerdo a las investigaciones, Pensión 65 puede reducir la tasa de mortalidad de sus usuarios y usuarias en alrededor de 11,4 puntos porcentuales y podría aumentar la esperanza de vida en un año.

También, Pensión 65 aporta en la reducción de la anemia y de la depresión; en el aumento de la calidad de la nutrición y el funcionamiento cognitivo, además de facilitar la utilización de servicios médicos, factores que reducen los efectos de la mortalidad.

Al respecto, la economista Noelia Bernal dijo que su investigación plantea un “desafío de construir y fortalecer las instituciones necesarias para asegurar una calidad de vida adecuada al creciente número de personas mayores; por ejemplo, creando un sistema de salud eficiente y ampliando la cobertura de la seguridad social”.

A su turno, el director ejecutivo de Pensión 65, Julio Mendigure, sostuvo que las investigaciones señalan los retos que debe asumir el Programa para lograr un envejecimiento con dignidad. 

Calidad & Negocios

Calidad & Negocios

Revista

Calidad & Negocios C&N

Escrito por Calidad & Negocios

Revista

Embajador

Deja una respuesta

Avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

GIPHY App Key not set. Please check settings

¿Qué opinas?

40 Puntos
Upvote Downvote